sábado, 2 de mayo de 2009

"Va pensiero", de Giuseppe Verdi


Bueno, otra de música:
Como en la Coral ahora estamos repasando el "Va pensiero" quiero aportar aquí un poco de historia y alguna interpretación de este fragmento de la ópera Nabuco de Verdi.

El Nabucco es una ópera en cuatro actos, basada en el Antiguo Testamento y la obra Nabuchodonosor de Francis Cornue y Anicète Bourgeois. Fue estrenada el 9 de marzo de 1842. El libreto de Nabucco llegó a manos de Verdi casi de casualidad. La composición emprendida casi a regañadientes dio como resultado una obra que cautivó a toda Italia. 
En su época, los italianos asimilaron esta obra como un canto contra la opresión extranjera en que vivían y como canto patriótico. El éxito de la ópera perdura hasta estos días. 
Era tal la necesidad del pueblo italiano de tener un símbolo patrio que los uniera (mas allá del himno italiano oficial) que en realidad fue el rey Víctor Emmanuelle II quien encargo al músico la composición de la obra para el pueblo italiano que estaba dividido. 
El éxito de ésta ópera se debe en parte a las cualidades musicales de la obra y en parte a la asociación que hacía el público entre la historia del pueblo israelí y las ambiciones nacionalistas de la época.
 

Aquí dejo un vídeo magnífico del "Metropolitan Opera House" que está subtitulado:




No me resito a dejaros esta presentación de la misma obra con unas bellas imágenes y la traducción al castellano, muy adecuda para cantar.

2 comentarios:

Juan dijo...

Hola Rafael, en esta ocasión, deseo felicitarte por estos videos tan extraordinarios y por tus entradas. Haces fácil el acercamiento de cualquiera al fascinante mundo de la música clásica de una forma sencilla. Este que tu emprendes, es un camino por el que muchas personas puedan acercarse, conoicer y disfrutar de este arte tan mágnifico que está ahí pero muy carente de una difusión adecuada. Este medio puede ser una muy buena vía. Adelante con iniciativas de este estilo, porque ayudas a divulgar y enseñar cultura con mayúsculas.

Un saludo.
Juan Cívico Pérez

Círdulo de Artesanos dijo...

Gracias Juan por tu apoyo. La verdad es que me encanta la música clásica, (aunque no soy un entendido), y en ciertos periodos de mi trayectoria como docente he tratado de llevar a mis alumnos este cariño a la misma a través de algunos proyectos que les hiciera ameno este arte. Uno de eso proyectos que puse en marcha, allá por los finales de los 80, fue Clásicos Divertidos en la Escuela; lo inicié en San Fernando (Cádiz) y después lo continué un par de cursos en Nueva Carteya. Casi lo tenía olvidado y hace poco lo redescubrí y me dije "¿por qué no colgarlo en el blog?, y ahí está.
Espero que guste.
Un saludo